Mínimo el cambio en el eje de la tierra

Obtenido del periódico El Nuevo Día

Por Gerardo E. Alvarado León / galvarado@elnuevodia.com

 

Pasarían millones de años para conocer sus efectos

El terremoto ocurrido en Japón cambió la posición del eje del planeta unas 7 pulgadas. El cambio fue detectado por satélites que rodean la Tierra, explicó José Molinelli. (Archivo)

Aunque es un hecho que el eje de la Tierra se movió tras el sismo en Japón el 11 de marzo, la realidad es que tal suceso es imperceptible al ojo humano y sus efectos significativos -si alguno- se conocerán en millones de años. A esas conclusiones llegaron ayer el sismólogo Alberto López y el geomorfólogo José Molinelli, quienes explicaron que el cambio en el eje de la Tierra responde al desplazamiento de la corteza terrestre después del sismo. Días después del evento, la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA) calculó que el terremoto de magnitud 8.9 en la escala de Richter cambió la posición del eje del planeta unas siete pulgadas, en dirección 133 grados longitud este. El cambio, agregó la NASA, tuvo el efecto de acortar la duración de un día cerca de 1.8 microsegundos (un microsegundo es la millonésima parte de un segundo). En otras palabras, hizo que la Tierra gire ahora un poco más rápido. “El cambio es tan y tan mínimo que no es significativo. Sí puede tener un efecto para medidas de superprecisión como las que se calculan para los viajes espaciales”, expresó Molinelli. “Es un pequeño cambio permanente, pero es mínimo. No nos damos cuenta de eso. Los 365 días que el planeta pasa girando no son fijos, por eso es que cada cuatro años tenemos uno bisiesto (de 366 días)”, agregó López. El sismólogo comentó que, para efectos prácticos, el reloj de las personas va a seguir marcando la misma hora. A preguntas de si el cambio en el eje del planeta tendría repercusiones en los climas y microclimas, López dijo que se notarían en millones de años. “Sería un efecto acumulativo, probablemente algo que pudiera pasar a largo plazo. Es algo que ha pasado en el pasado. El planeta ha tenido cambios climáticos, tiempos más fríos y calientes. Es la forma en la que el planeta se desenvuelve”, contó el experto.

Como un patinador

A fin de explicar cómo ocurrió el cambio en el eje del planeta, Molinelli lo comparó con la dinámica de un patinador sobre hielo, que gira más rápido acercando los brazos a su cuerpo y reduce la velocidad extendiéndolos. “Este sismo ha hecho que una porción mayor de la corteza terrestre se acerque al eje de rotación del planeta, aumentando su velocidad. A medida que la corteza se acerca al eje, la velocidad de rotación aumenta”, explicó. Molinelli relató que el cambio fue detectado gracias a “una constelación de satélites de una precisión brutal” que rodea la Tierra. Dichos satélites, que utilizan sistemas de posicionamiento global (GPS), triangulan la posición del planeta y ofrecen coordenadas. Otro efecto del terremoto, dijo, es que geológicamente el suelo japonés se desplazó unos 13 pies de su posición original. Ésto requerirá que los mapas de la nación nipona sean actualizados.

%d bloggers like this: